Explota en el aterrizaje la nave que aspira llegar a Marte.

En Septiembre del 2019 Elon Musk, presentó el santo Grial del espacio,una nave bautizada como Starship, esta nave aspira a convertirse en el vehículo que permitirá al ser humano convertirse en una especie interplanetaria. Gracias a el podremos ir a otros lugares del sistema solar, pero lo más importante en lo que nos debemos entrar es, en el camino más rápido hacia una ciudad autosufisiente en Marte.

A partir de entonces la compañía empezó a realizar todo tipos de pruebas para ver si la nave es totalmente segura de cara a los primeros viajes, así sean a la Luna o a Martes, pero no todas han ido bien. En Noviembre de ese mismo año el cohete acabó estallando después de que el equipo de space X tratara de presurizar la nave al máximo para analizar su resistencia.

Después de que la compañía liderada por Elon Musk consiguiera que la Starship despegase por primera vez. Tuvo un intento fallido, a consecuencia de un problema con los motores raptor. Un vuelo de prueba que, a pesar del fatal desenlace, ha demostrado sus capacidades a pesar de sus enormes dimensiones.

El prototipo SN8 ha llevado a cabo un vuelo suborbital de 12,5 kilómetros de altitud. Tras completar esta primera fase de la misión, la nave ha ido apagando sus motores uno a uno para ponerse en horizontal y preparar su aterrizaje, la nave se ha desestabilizado y no ha conseguido frenar a tiempo para reducir su velocidad.

Elon Musk ha reconocido a través de las redes sociales que la nave ha fallado a la hora de aterrizar como consecuencia de que la presión del tanque de combustible superior no era lo suficientemente alta durante el reencendido del aterrizaje. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *